1981 marcó uno de los hitos que más impactó ha tenido en la era moderna. IBM lanzó el 5150, equipo que supuso la transformación de la informática, dejando de ser una ciencia oculta y misteriosa, para tornarse en una utilidad práctica que nos ha generado una dependencia sin precedentes. Nadie, en aquel momento, imaginaba el alcance de lo que suponía el lanzamiento comercial del PC.

En septiembre de 1980 en Boca Raton (Florida, Estados Unidos), un equipo de 12 especialistas recibieron el encargo de desarrollar en un año «una máquina que la gente deseara tener». Bill Gates, en uno de los movimientos más astutos de la historia, prometió a IBM un sistema operativo más potente que el CP/M (sistema operativo más popular de la época), si bien no se lo vendería, les ofrecería licencias. Sin embargo, Gates no tenía nada que ofrecer aún, así que compró por 50.000 dólares el QDOS de Tim Paterson, un sistema del que decían era un plagio del CP/M y que Gates rebautizó a MS-DOS (aunque en su primera versión, vinculada al IBM PC, se lanzó como PC DOS 1.0).

El IBM PC se lanzó con un precio de venta de 3.285$ (2.300€). En España el salario medio era de 394€. IBM rompió todas las previsiones: alcanzó en 90 días lo planificado para 5 años y en tres ejercicios vendió 250.000 unidades.

Hoy en día acostumbramos a ser deslumbrados con casos de éxito en el mundo de internet (Facebook, Twitter, Google, etc.). Tal parece que el emprendimiento se acaba de inventar y que la I+D+I sólo florece en el invernadero del amparo institucional.

Ésta historia nos recuerda que no hay nada nuevo bajo el sol, otra cosa es que confundamos el descubrimiento con la invención.

20131117-093747.jpg

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de usuario y con fines estadísticos. Si continúa utilizando este sitio consideramos que está de acuerdo.